15/9/08

Sin Novedad en el Frente



All Quiet on the Western FrontLewis Milestone, EEUU, 1930, Lew AyresLouis Wolheim.

Sin Novedad en el Frente es para muchos la mejor película de guerra jamás rodada con permiso de Senderos de Gloria (sobre la que ejerce meridianas influencias, sobretodo respecto a las escenas de trincheras) y cuyo mensaje pacifista se muestra de manera clara y contundente.

Basándose en la célebre novela del ex-combatiente alemán en la I Guerra Mundial, Erich Maria Remarque, y apoyándose en un elevado presupuesto (contó con más de un millón de dólares de la época y con cerca de 2000 extras para rodarla)el realizador Lewis Milestone narró los horrores de las contiendas bélicas desde el punto de vista de un soldado alemán y construyó una cinta con plena vigencia en la actualidad en la que se muestra el descenso a la guerra con gráficos detalles: el pobre entrenamiento de los reclutas y/o la visceral realidad de las trincheras que deja a los soldados como personas superadas por las terribles experiencias que viven allí.

Primera película anti-guerra del sonoro, influenciada por el clásico silente de Vidor El Gran Desfile en la realización de las escenas de batalla (si bien con una mayor profundidad en todos sus aspectos ya que Vidoren definitiva, dirigió una historia de amor enmarcada en el cuadro de la guerra) esta obra de Milestone tuvo gran repercusión comercial, recibió grandes críticas y ganó el Oscar a la Mejor Película y al Mejor Director además de no estar exenta de polémica al ser prohibida en algunos países: Alemania (por los dirigentes nazis. Hasta 1960 no se levantó el veto contra ella), Francia (aunque por motivos distintos: el gobierno francés no consideró correcto el tratamiento que en el film se hace de las mujeres francesas en algunas escenas), Nueva ZelandaAustriaYugoslavia, etcétera. A lo que hay que añadir el boicot sufrido desde organizaciones ultraconservadoras norteamericanas.

Para filmar la, posiblemente, mejor película antibélica de la historia, el director de origen moldavo (que participó en la contienda como editor de films para el ejército americano) no dudó en emplear pese al inmovilismo de la cámara (estamos al principio del sonoro y por ello también se rodaron dos versiones -una con sonido y otra silente- para poder distribuirla en las salas que no contaban aún con el instrumental necesario que requería el invento) innovaciones técnicas tan importantes como el uso de una grúa con la que poder formar brillantes panorámicas del campo de batalla que se conjuntan con el gran realismo que rezuman todas las secuencias bélicas que muestra.

Incluida en casi todas las listas de las mejores películas de todos los tiempos Sin Novedad en el Frente es desde el principio (un exordio sobre la patria y la guerra que realiza un profesor a sus alumnos para que se alisten) hasta el final (memorable último plano en el que la mano del protagonista intenta alcanzar una mariposa. Mano que, por cierto, es la del mismo Lewis Milestone), pasando por la conversación que tienen los soldados sobre el origen y las causas por las que están luchando contra personas iguales a ellos, por el regreso del joven soldado a su ciudad comprobando la visión errónea e idealizada que se tiene sobre la guerra en la sociedad y por el extraordinario recurso de enseñar unas botas que pasan de soldado a soldado a medida que estos encuentran la muerte en la batalla y, sin olvidar, la espeluznante escena en la que el protagonista central se encuentra en un cráter con un soldado francés al que él mismo ha herido de muerte, una auténtica obra maestra pacifista cuya influencia es notoria en películas posteriores.

Crítica al nacionalismo fanático, cinta que convierte al patriotismo en horror y miseria desenmascarándolo mediante la yuxtaposición del contraste entre la visión inocente de la juventud y la cruel vida, llena de sangre y barro, en las trincheras y filme que, por un lado, desmonta la mitología de la guerra con sus ideales de heroísmo y valor que se transforman en barbarie y sufrimiento real, quedando esas máximas heroicas y de triunfo como inútiles entre la futilidad de la batalla, y, por el otro, desnuda el peligro que entraña la manipulación de los sentimientos nacionalistas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada