9/4/12

Meshes of the Afternoon



Meshes of the Afternoon, Maya Deren & Alexander Hammid, 1943,EEUU, Maya Deren, Alexander Hammid.

"Hollywood ha sido un obstáculo para la definición y desarrollo del cine como una forma de arte creativo". Las palabras de la multifacética Maya Deren definen por sí solas su modo de entender el arte cinematográfico, una visión situada en las antípodas del modelo de cine dominante en su época y, probablemente, de aquello que la mayoría de gente entiende por cine en la actualidad. Ubicada, por tanto, en el territorio del cuestionamiento estético-ideológico del cine imperante, sus películas (quizá esta sea la más conocida) se mueven dentro de la experimentación independiente, tanto institucional como económica, que explora la libertad creativa de modo subversivo hacia el tradicional cine clásico, reivindicando el cine como mecanismo de auto-expresión. Por estas razones, su filmografía al igual que la de la mayoría de autores del Nuevo Cine Americano del que ella es figura clave, queda alejada del circuito comercial y se exhibe de manera más o menos privada en galerías y museos. Evidentemente, la irrupción de Internet posibilita el acceso a la producción fílmica de Deren  y la situación descrita respecto a la difusión y exhibición de sus obras es totalmente diferente en nuestros días, sin ir más lejos esta película, posiblemente, esté colgada íntegra en el sitio web Youtube.

La ascendencia de Maya Deren en el cine underground americano es ampliamente reconocida llegando su influencia hasta realizadores contemporáneos como Lynch. La  adscripción de la cineasta a una manera de filmar anarrativa y artesanal, experimental y que transgrede las normas del cine clásico, la posicionan como estandarte de un movimiento que recoge las vanguardias artísticas (dadaísmo, surrealismo y expresionismo), el cine documental y  las corrientes del cine de los años 20 (expresionista, naturalista, impresionista y surrealista) además de la visión de algunos artistas europeos emigrados a EEUU en su huida del Nazismo. Así pues, de esta amalgama de fuentes, surge en los USA una manera de entender el cine, un grupo heterogéneo de cineastas (Warhol, Anger, Brakhage, la misma Deren) muchos de los cuales cultivan otras artes, que ofrecen su particular visión sobre el objeto y las posibilidades del medio en clara discrepancia con el "statu quo" cinematográfico. Cuando hacemos referencia a Maya Deren, estamos adentrándonos en la génesis del cine independiente moderno de tipos como Cassavetes.



Meshes of the Afternoon, cuyo título podría traducirse como Marañas del Atardecer, supone, por todo lo antedicho, una exploración artística del medio, una expresión de arte no narrativo que define el cine experimental. Deren y Hammid, su marido por aquellos años, conciben un cortometraje alejado de los cánones clásicos en el que las cuidadas composiciones, los forzados encuadres, el montaje y otras técnicas cinematográficas como las dobles exposiciones o las diferentes velocidades de la imagen (stop-motion, por ejemplo) introducen al espectador en un universo en el que sueño y realidad se confunden. La primacía de las imágenes subjetivas y oníricas sobre un hilo argumental definido resultan en un juego de doppelgängers que hace desaparecer, o cuando menos distorsiona, el espacio temporal. En definitiva, la singular propuesta de Deren se encamina hacia la indagación del cine como medio expresivo capaz de crear efectos sobre la emoción de los espectadores. Una sugerencia a la que la mayoría no estamos acostumbrados y que otorga a su producción cinematográfica de un valor significativo en el ámbito del cine underground.

La transgresión de los usos y costumbres no resta interés a la búsqueda emprendida por la artista aunque hace complejo el visionado de su obra e, incluso, insondable el mensaje expuesto. En este sentido, cabe resaltar que Meshes of the Afetrnoon está considerado como alegato feminista aunque lo evidente en el cortometraje es el simbolismo que lo puebla y el que, a pesar de la inexistencia de una estructura narrativa al uso que permita al espectador construir las reglas espacio-temporales necesarias para seguir un relato, se presta especial esmero en utilizar los  recursos del medio (por cierto, la música se añadió años más tarde por el siguiente marido de Deren, Teiji Ito con la aquiescencia de ella). Esta auto-producción del tándem Deren-Hammid, rodada en su propia casa, es una buena muestra para acercarse a su visión del cine, una forma diferente de entenderlo y que obliga a sentirlo desde otra perspectiva. Aunque el resultado de este bucle reseñado pueda tener efectos desorientadores y desconcertantes es un ejercicio experimental recomendable y (casi) necesario para cualquier cinéfilo y que deja en la retina algunas imágenes impactantes y sugerentes.



Para ahondar más en el personaje de esta artista se puede conseguir el documental que sobre ella dirigió Martina Kudlacek, Im Spiegel der Maya Deren (2002).


Otras películas de cine Experimental reseñadas en el blog:

http://imprescinedible.blogspot.com.es/2008/07/el-hombre-con-la-cmara.html

http://imprescinedible.blogspot.com.es/2008/11/la-bruja-vampiro.html

Las imágenes se han encontrado en la red tras búsqueda con Google y se utilizan simplemente con fines de ilustración.Los derechos están reservados por sus creadores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada